Libros Recomendados

Portada - Últimas noticias

MINSK (Sputnik) — El presidente de Bielorrusia, Alexandr Lukashenko, en una reunión sobre seguridad militar declaró que Washington y Londres tienen por objetivo destruir la Unión Europea con la ayuda de Varsovia.

"Fíjense a dónde fue Morawiecki [primer ministro de Polonia], fue al Reino Unido. Estoy seguro de que ellos, impulsados por Estados Unidos, planean destruir la Unión Europea en uno o dos años", dijo citado por la agencia Belta.

También señaló que Estados Unidos no quiere tener socios a los que tratar de igual a igual.

Migrantes para contener al Ejército bielorruso

Además, Lukashenko declaró que Occidente está usando a los migrantes para contener al Ejército bielorruso en caso de que surja un conflicto con Rusia.

"Probablemente estén preocupados de que tengamos una cantidad menor de migrantes, porque ellos utilizaron a esas personas [ya lo estamos viendo] para resolver sus problemas internos y mantenernos en alerta. Entienden perfectamente: si Ucrania intenta desencadenar un conflicto con Rusia, Bielorrusia no se quedará a un lado, por lo que hace falta contener al Ejército bielorruso, manteniendo la tensión en las fronteras occidentales", citó al mandatario la agencia Belta.

En opinión del jefe de Estado, Bielorrusia se ha convertido en un eslabón de la cadena que conduce al agravamiento de la situación militar en la región.

 

"Resulta imposible evaluar la situación en torno a Bielorrusia de forma independiente de lo que está pasando en el mar Negro, de los problemas relacionados con Ucrania, Polonia y los países del Báltico. Somos un eslabón en esa cadena común", advirtió el mandatario.
El pasado 12 de noviembre el ministro de Defensa de Bielorrusia, Víctor Jrenin, declaró que tiene la impresión de que Polonia quiere desatar un conflicto armado, en el que desea implicar a la Unión Europea.

 

"Sabemos lo que es la guerra. Muchos sufrimos en carne propia los retos de los años de posguerra, (...). Ahora tenemos un nivel de vida más o menos aceptable, no queremos ninguna guerra. Si alguien quiere hablar con nosotros como personas pacíficas, por favor, lo hacemos hoy mismo. Estamos listos para conversar. Pero si alguien viene a vernos armado con una espada o con una escopeta, tenemos con qué responderle", cita el medio a Lukashenko.

El Ministerio de Defensa de Bielorrusia denunció a principios de noviembre que la decisión de Polonia de concentrar 15.000 soldados, tanques, medios de defensa antiaérea y otras armas pesadas cerca de la frontera bielorrusa no puede considerarse una respuesta adecuada a la crisis migratoria.

La entidad castrense considera que puede tratarse de la creación de grupos de tropas de ataque, y enfatizó que las acciones del Ejército polaco contradicen todos los acuerdos internacionales y bilaterales.

Mientras tanto, los aduaneros polacos acusaron a sus homólogos bielorrusos de destruir la valla en la frontera.

"Los servicios bielorrusos casi todas las noches dañan la valla en la frontera para que los migrantes puedan entrar en Polonia de forma ilegal", informó el Servicio de Aduana de Polonia en su Twitter.

Se destaca que el nuevo intento de asalto tuvo lugar la noche pasada en la zona de Mielnik.

"Un grupo de 33 extranjeros, apoyado por la Policía bielorrusa, atacó la frontera con fuerza", dice el comunicado.

Durante las últimas 24 horas se registraron 92 intentos de cruzar la frontera polaco-bielorrusa de manera ilegal, precisaron en la entidad.

La UE donará un monto millonario para la seguridad fronteriza de Polonia, Letonia y Lituania… que pagaremos el resto de europeos

MOSCÚ (Sputnik) — Polonia, Letonia y Lituania recibirán hasta 200 millones de euros de la Unión Europea (UE) para proteger sus fronteras, comunicó la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen.

"Lituania ya recibió 37 millones de euros en calidad de apoyo de emergencia. Sin embargo, como anuncié a principios de esta semana, estamos triplicando los fondos que la UE asigna para la protección de las fronteras a Lituania, Polonia y Letonia hasta 200 millones de euros este año y el próximo", dijo Von der Leyen en una rueda de prensa en la capital lituana, Vilna.

Asimismo, la jefa de la Comisión Europea señaló que la UE coordina estrechamente con el Reino Unido, Estados Unidos y Canadá la imposición de sanciones contra ciertas personas e instituciones.

El pasado 24 de noviembre, el primer ministro letón, Krisjanis Karins, anunció que Polonia, Letonia y Lituania negocian con la Comisión Europea la asignación de 200 millones de euros para construir un muro a lo largo de la frontera que comparten con Bielorrusia.

Lituania inició el pasado 9 julio la edificación de una cerca de 30 kilómetros, Polonia comenzó a construir una valla de una altura de dos metros y medio a finales de agosto, y el 27 de octubre, Letonia empezó a levantar un muro de cuatro metros de altura y 400 kilómetros de largo en la frontera con Bielorrusia.

Alemania advierte a EEUU contra las sanciones por el Nord Stream 2

La Embajada alemana en Washington habría entregado a los congresistas un documento en el que se afirma que el gasoducto ruso Nord Stream 2 no supone ninguna amenaza para Ucrania o la UE y se argumenta que las nuevas restricciones podrían socavar los lazos entre EEUU y Alemania y debilitar la credibilidad del Gobierno estadounidense.

El Gobierno alemán ha pedido a los congresistas estadounidenses que no impongan sanciones al gasoducto Nord Stream 2, insistiendo en que hacerlo "dañaría la unidad transatlántica", según ha informado Axios, citando documentos recién obtenidos.

"Las sanciones de EEUU dirigidas al Nord Stream 2 podrían socavar el compromiso asumido con Alemania en la Declaración Conjunta, debilitarían la credibilidad del Gobierno de EEUU y pondrían en peligro los logros de la Declaración Conjunta, incluidas las disposiciones de apoyo a Ucrania", según el documento fechado el 19 de noviembre y marcado como "clasificado".

El documento se refiere a la Declaración Conjunta de Estados Unidos y Alemania sobre el apoyo a Ucrania y la seguridad energética europea que acordaron el presidente Joe Biden y la cancillera alemana Angela Merkel el 21 de julio. El acuerdo se firmó tras la decisión de Biden de renunciar a las sanciones impuestas a la empresa encargada del Nord Stream 2. En virtud de la Declaración Conjunta, Alemania se comprometió a tomar medidas, incluidas las sanciones, si Rusia "utiliza la energía como arma" contra Ucrania y Europa.

El documento sostiene que Alemania sigue actuando en el espíritu de la Declaración Conjunta, enumerando "la presión pública, las medidas políticas y las medidas económicas" para castigar a Rusia por cualquier posible infracción. Esto incluye la "evaluación" de la suspensión de futuras reuniones políticas y la revisión de "posibles" limitaciones y restricciones a futuros proyectos rusos de combustibles fósiles, sin incluir el proyecto Nord Stream 2.

El Nord Stream 2 no ha suavizado la política exterior alemana respecto a Rusia. Lo que es más, Berlín "ha enviado fuertes señales a Moscú cuando ha considerado que Rusia infringía el derecho internacional, incluso a costa de aceptar una tensión en las relaciones germano-rusas", argumentan los autores del documento.

Al mismo tiempo, insisten en que el Nord Stream 2 no es en absoluto una amenaza para Ucrania "siempre que se garantice un tránsito de gas razonable". Afirman que la Declaración Conjunta permite a Alemania y a Estados Unidos garantizar que Moscú "cumpla el actual acuerdo de tránsito de gas con Ucrania y lo amplíe más allá de 2024".

Asimismo, "la concesión de la certificación [a Nord Stream 2] no pondrá en riesgo la seguridad del suministro de gas en Alemania y la UE", destaca el documento, citando la evaluación del Ministerio Federal de Economía y Energía (BMWi) y del regulador independiente.

Al abordar la última subida de los precios del gas en Europa, el documento afirma además que se trata de "un fenómeno global y no puede atribuirse exclusivamente a Rusia".

"Rusia está cumpliendo actualmente todas las obligaciones de suministro, incluido el acuerdo de tránsito de gas con Ucrania, pero podría hacer más: los recientes anuncios de Putin de aumentar las entregas a los almacenes de gas europeos son un paso en la dirección correcta", subraya el documento.

Además, las sanciones de Estados Unidos contra el Nord Stream 2 "solo serían una victoria para Putin", ya que sembraría discordia entre los aliados de la OTAN, afirman los autores.

Los legisladores estadounidenses están estudiando la posibilidad de imponer nuevas sanciones al oleoducto ruso-alemán: a principios de este mes, un grupo de senadores republicanos propuso una enmienda a la Ley de Autorización de Defensa Nacional (NDAA) que obligaría al presidente de Estados Unidos, Joe Biden, a sancionar a Nord Stream 2 AG, la empresa encargada del gasoducto.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente