Libros Recomendados

Portada - Últimas noticias

Mientras varios informes indican que Riad se está preparando para retirarse de Maarib, un convoy militar saudí fue emboscado el jueves por la mañana por fuerzas de Sanaa cuando salía de esa ciudad.

Según el portal de noticias de Yemen (YNP), Riad ya ha comenzado a evacuar sus armas pesadas de Maarib, ya que las fuerzas de Sanaa desequilibraron rápidamente el equilibrio de poder a su favor.

“Los individuos armados que tendieron una emboscada a los mercenarios saudíes eran probablemente fuerzas de Sanaa”, dijeron fuentes tribales a YNP. Agregaron que el convoy saudí estaba compuesto por oficiales, soldados y equipo militar y que pasaba por la localidad de Al Qarun, situada en el distrito de Wadi Obeida, cuando fue emboscado.

Varios militares saudíes resultaron muertos o heridos y una buena cantidad de su equipo militar fue destruido.

Esta emboscada militar demuestra cómo las fuerzas de Sanaa emplean varias tácticas a medida que se acercan a la batalla final de Maarib.

Durante las últimas horas los combatientes yemeníes se acercaron a la ciudad de Maarib, lo que promete la pronta liberación total de esta provincia rica en recursos de petróleo y gas.

Las fuerzas del Ejército yemení y los combatientes de los Comités Populares, vinculados al Gobierno de Salvación Nacional en Sanaa, lograron recientemente hacer retroceder a los mercenarios de la coalición de agresión saudí en el distrito de Rahbeh, en el suroeste de la provincia de Maarib, antes de tomar el control de 85% de esta región.

Rahbeh al Kuleh, capital del distrito de Rahbeh, ya ha sido asegurada por las fuerzas de Sanaa.

Los aviones de combate de la fuerza aérea saudí han bombardeado Rahbeh al Kuleh y sus suburbios 14 veces para hacer retroceder a los combatientes yemeníes, pero estos últimos han mostrado una firme resistencia.

Decenas de mercenarios que trabajaban para la coalición de agresión saudí, incluidos comandantes, resultaron muertos o heridos en enfrentamientos en Rahbeh al Kuleh.

Ataques con drones y misiles yemeníes asestan un fuerte golpe al mercado petrolero saudí

¿Por qué el jefe del Pentágono, de gira por Kuwait y Qatar, pospuso indefinidamente su visita a Riad? La respuesta es simple, ya que EEUU, un perdedor habitual en Oriente Medio, ya no soporta a los acólitos que pierden todo el tiempo. Hace cuatro días, la Resistencia yemení lanzó un atronador ataque con 16 drones y misiles contra Ras Tanura, este megapuerto y sitio petrolero en la costa este de Arabia Saudí, donde cientos de petroleros vienen a cargar y descargar todos los días.

El ataque, que tuvo como objetivo Dammam y Dharan, llevó a la compañía petrolera saudí Aramco a suspender su producción y esta suspensión ha continuado desde entonces. Los principales puertos y refinerías petroleras saudíes habrían bajado o suspendido su producción por temor a nuevos ataques balísticos de Ansarulá. De hecho, la caída de los precios que ha afectado al barril de petróleo estadounidense, provocando una reducción del 1,1 por ciento, solo puede explicarse por la acumulación de petróleo saudí en los mercados asiáticos y el vaciado de los depósitos de las refinerías saudíes, objetivos favoritos para los drones Samad-3 y los misiles Badr y Zofaqar.

Ansarulá continúa avanzando y derrotando los planes de EEUU y el Reino Unido uno por uno, como sucedió en Al Baida, donde la Resistencia yemení aniquiló en apenas unos días a cientos de mercenarios qaidistas y daeshistas del eje EEUU / Gran Bretaña, hasta el punto de empujar al Pentágono y al Ejército británico a enviar tropas adicionales al sur y el este de Yemen.

El Ejército yemení y Ansarulá han enfatizado repetidamente que todas las instalaciones vitales, incluidos las instalaciones petroleras, los aeropuertos y los puertos de Arabia Saudí, están dentro del alcance de sus misiles, y enfatizó que las capacidades militares de Yemen han mejorado enormemente.

Según un informe del sitio web Oil Price, las instalaciones de Aramco en Dhahran fueron cerradas debido a un ataque de Ansarulá el domingo. “Ras Tanura, que alberga una extensa infraestructura petrolera, no fue el único objetivo del ataque: los huzíes también atacaron instalaciones de Aramco en las provincias de Yizan y Nayran, en el sur de Arabia Saudí, según el portavoz del grupo que realizó los ataques”, informó Oil Price.

Pero Mohammad Ben Salman no solo está preocupado por la disrupción del mercado petrolero. En Ras Tanura son, sobre todo, los intereses anglosajones los que han sufrido más que los de los propios saudíes. Es alarmante, además, que el discurso de Ansaralá esté tomando un giro anti EEUU / anti GB, y la Resistencia ya no descarta una confrontación directa con los estadounidenses y los británicos que “impiden el fin de la guerra”.

La negativa del jefe del Pentágono a ir a Riad es entonces más fácil de entender. Dos ministros iraquíes anunciaron la próxima visita de MBS a Bagdad y la del primer ministro iraquí, Mustafa al Kadhimi, a Teherán. Por primera vez en su vida, Ben Salman parece creer que necesita un acuerdo con la Resistencia.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDAMOS