Libros Recomendados

Portada - Últimas noticias

En una muestra más de sumisión ovejuna a los intereses norteamericanos y de los vividores de la siniestra OTAN, la publicación oficial del Ministerio de Defensa español “señala” a Rusia y China como enemigos.

El “auge militar” y la “expansión nuclear” de China, así como la “política agresiva” de Rusia, son las “principales amenazas” frente a las democracias occidentales. Esas son las consideraciones que el Ministerio de Defensa que dirige Margarita Robles, en el editorial incluido en su último número. Definiciones sin ambages para abordar el futuro geoestratégico de la OTAN y la cumbre que la Alianza lamentablemente celebrará en Madrid en 2022.

Tanto la información principal como el editorial de la Revista Española de Defensa se centran en su edición de julio/agosto en el anuncio del chiquilicuatre Jens Stoltenberg, secretario general de la OTAN, de celebrar la próxima gran reunión en España. El encuentro coincidirá con el cuadragésimo aniversario de la adhesión de nuestro país en la Alianza tras un dudoso referéndum en el que se engañó descaradamente a los españoles. Y hay más. El departamento dirigido por Margarita Robles incide en otros hitos relacionados con la cumbre.

“No será una reunión más de la OTAN”, destaca el editorial de la revista. Entre otros, porque se abordarán las líneas maestras que seguirá la Alianza en su estrategia para la próxima década y se elegirá un nuevo muñecote secretario general en sustitución de Jens Stoltenberg, en el cargo desde 2014. Todo ello ante un panorama cargado de desafíos y amenazas.

Es en este punto donde el Ministerio de Defensa apunta a actores con nombres concretos: Rusia y China. De Moscú destaca su “política agresiva”, mientras que de Pekín incide en su “auge militar” y “expansión nuclear” (al parecer, según los sospechosos habituales, solo Occidente tiene derecho a tener arsenales nucleares). Ambos elementos configuran las “principales amenazas que se ciernen actualmente sobre las democracias liberales occidentales”, desglosa la publicación en lo que es toda una declaración ideológica impropia de una publicación oficial.

No son numerosos los casos en los que el Ministerio de Defensa arremete contra la actuación de un país concreto, aunque Margarita Robles sí ha levantado la voz en episodios puntuales que, de un modo u otro, afectaban a España. En agosto de 2019 calificó al ministro del Interior italiano Matteo Salvini de “vergüenza para la humanidad” y le culpó del cierre de la Operación Sophia, misión que la Unión Europea tenía desplegada en el Mediterráneo para “luchar· contra las mafias ilegales, aunque en realidad, era una forma de “proteger” la actividad de esas mafias.

Las consideraciones sobre China y Rusia son el pan nuestro de cada día de los vividores a sueldo de la OTAN. La Alianza Atlántica aprobó un comunicado en su última cumbre en el que citaba en 61 ocasiones a Rusia, que encabeza la lista de amenazas contra la organización y sus miembros.

Prueba de ello, son bochornosos párrafos como “Si bien la OTAN mantiene sus compromisos internacionales, Rusia continúa violando los valores, principios, confianza y compromisos descritos en los documentos que sustentan la relación OTAN-Rusia”. Y añadía en el documento: “Continuaremos respondiendo al deterioro del entorno de seguridad mejorando nuestra postura de disuasión y defensa, incluso mediante una presencia avanzada en la parte oriental de la Alianza”.

Pero la realidad es otra. Es la OTAN la que avanza hacia las fronteras rusas y despliega fuerzas militares amenazantes. Esa presencia avanzada se traduce en una serie de despliegues de los que España forma parte, no exentos de “incidentes” hilarantes con las fuerzas rusas como el que protagonizó Pedro Sánchez en Lituania, al presenciar el despliegue inmediato de los Eurofighter del Ejército del Aire español desde la base de Šiauliai por la presencia de aeronaves rusas que realizaban ejercicios en aguas internacionales. Ya se sabe, ejercicios solo lo pueden realizar los “ejércitos” de la OTAN…

Asimismo, el Ejército de Tierra mantiene un contingente superior a 300 efectivos en Letonia que, con sus carros de combate, vigilan la frontera de los países bálticos ante “la inminente invasión rusa”, entre otras sandeces. Y la Armada Española se integra en diversas operaciones de vigilancia que la Alianza lleva a cabo en el Mediterráneo, donde Moscú también proyecta sus intereses.

Un completo demente: "Es probable que terminemos en una guerra": Biden amenaza a Rusia

WASHINGTON (Sputnik) — El presidente de EEUU, Joe Biden, advirtió sobre una posible guerra con Rusia a causa de los ciberataques y dijo que Moscú ya está interfiriendo en las elecciones legislativas que se celebrarán en el país norteamericano en 2022.

"Creo que es probable que terminemos en una guerra, una guerra con tiros de verdad (…) Va a ser una consecuencia de los ataques informáticos, de grandes consecuencias", dijo el mandatario durante su visita a la Oficina del Director Nacional de Inteligencia.

Biden agregó que el 27 de julio recibió información de que Rusia ya está interfiriendo en las elecciones legislativas que se realizarán en EEUU el próximo año.

"Miren lo que Rusia está haciendo con las elecciones de 2022 y la desinformación. Es una violación a nuestra soberanía", dijo el presidente.

Biden se refirió a la reciente cumbre que mantuvo con el presidente ruso, Vladímir Putin, y afirmó que el mandatario del país eslavo "sabe que somos mejores que su equipo y eso lo molesta muchísimo".

En marzo, la comunidad de inteligencia de EEUU acusó a Rusia de interferir en las elecciones presidenciales de 2020.

La embajada de Rusia en Washington respondió que las acusaciones no tienen fundamentos y que no fueron acompañadas de hechos o evidencia concreta.

Según el reporte de la inteligencia estadounidense, Putin habría autorizado que se buscara interferir la elección para minar las chances de que Biden fuera electo presidente de EEUU.

China a Biden: Desastre está a las puertas si sigue errores de Trump

China advierte a la Administración de Joe Biden que no repita los errores que cometió Trump en las relaciones con Pekín para evitar un “gran desastre”.

“La falta de gestión de las relaciones entre China y EE.UU. sería un “gran desastre”, ha alertado este martes el ministro chino de Asuntos Exteriores, Wang Yi, instando a Washington a “establecer un entendimiento objetivo y correcto de China [...] y volver a una política pragmática respecto a China”.

De hecho, Wang ha acusado al presidente estadounidense, Joe Biden, de seguir con las “políticas equivocadas de China” de su predecesor, Donald Trump (2017-2021).

El jefe de la Diplomacia de China urgió a Washington a tener en cuenta las preocupaciones principales del país asiático para evitar que las relaciones bilaterales se deterioren aún más.

Conforme ha enfatizado Wang, EE.UU. no debe desafiar, ni buscar subvertir el modelo de gobernanza de China. Además, ha resaltado el requisito de que Washington elimine las sanciones contra el gigante asiático y que deje de ejercer una jurisdicción de brazo largo contra China y restringir el desarrollo tecnológico de este país.

Las últimas declaraciones del máximo diplomático chino se han producido en un momento en que el secretario de Defensa de EE.UU., Lloyd Austin, se ha dirigido al Sudeste Asiático para “fortalecer los lazos” con los aliados ante la escalada de tensiones con China.

Las relaciones entre Pekín y Washington han alcanzado su nivel más bajo en décadas. EE.UU. y China mantienen focos de tensión sobre varios temas, como el comercio, la competencia tecnológica, la pandemia de la COVID-19, y los asuntos relacionados con Taiwán y Hong Kong, entre otros.

Pekín rehúsa las injerencias en sus asuntos internos y las medidas coercitivas de Washington, destacando una y otra vez que no hay país superior alguno que pueda manejar todos los asuntos del mundo.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDAMOS