Libros Recomendados

Leonid Savin

Desde principios de este año tanto Israel como Irán esperan que su adversario lance un ataque en su contra.

Sin embargo, Irán no ha preparado ninguna clase de medidas disuasivas, mientras que Israel lanzó el 13 de enero una serie de ataques aéreos sobre la región de Deir ez-Zor en Siria, además de realizar varios ataques en las fronteras de Siria e Irak. Como resultado de estos ataques murieron más de cien personas, entre ellas muchos militares iraquíes y sirios. El 21 de enero, la Fuerza Aérea de Israel volvió a atacar el territorio de Siria y justificó estos ataques como "medidas preventivas" en contra de la expansión de los iraníes.

Los funcionarios israelíes argumentaron que atacarían Irán en caso de que Estados Unidos levantara o disminuyera la cantidad de sanciones contra ese país. Entre tanto, le pidieron a Washington que les informara lo antes posible las acciones que la nueva administración impondrá contra Irán.

El 31 de enero, el ministro de Defensa de Israel, Beni Gantz, visitó la sede de las fuerzas especiales que fueron creadas por el mismo en 2012, en ese entonces era Jefe del Estado Mayor de las Fuerzas de Defensa de Israel. Las fuerzas especiales israelíes están diseñadas para llevar a cabo operaciones fuera de las fronteras de Israel y generalmente operan en secreto. La visita del Ministro de Defensa se produjo después de que el Comandante en Jefe, Aviv Kohavi, anunciara que había dado la orden de comenzar a preparar un nuevo plan para atacar las instalaciones nucleares de Irán (1).

Benny Gantz también se reunió con el jefe del Comando Central de los Estados Unidos, el general Kenneth Mackenzie, que había viajado a Israel (2). Unos días antes de abandonar la presidencia de los Estados Unidos, Donald Trump firmó un decreto según el cual Israel ahora hacia parte del Comando Central de los Estados Unidos (anteriormente Israel era monitoreado por el Comando Europeo).

Sabemos (gracias a una serie de filtraciones hechas por los medios de prensa) que el jefe de la Mossad, Yossi Cohen, pronto viajará a Washington con la intención de reunirse con Joe Biden para decirle cuales son las opiniones que tiene Israel acerca del "acuerdo nuclear" que será negociado con Irán y que la nueva administración estadounidense quiere impulsar. Israel también está preocupado por los logros que ha obtenido Teherán en el desarrollo de la tecnología de misiles, además de las actividades que están realizando algunas de las facciones del movimiento de resistencia palestino o las operaciones que involucran al Hezbollah libanés y a Damasco.

Otra de las razones por las que Israel atacaría a Irán tienen que ver con los recientes sucesos de la India. El 29 de enero se produjo una explosión cerca de la embajada israelí de Nueva Delhi (3). Aunque nadie resultó herido debido a la explosión, el incidente fue considerado como un ataque terrorista y la Mossad se unió a la investigación que realiza el gobierno de la India. La policía de la India, tomando en consideración una petición hecha por las autoridades israelíes, llevó a cabo la detención de varios ciudadanos iraníes. La organización extremista local Jaysh ul-Hind se atribuyó la responsabilidad por este atentado el 29 de enero; en Israel se dice que el atentado está conectado con Irán (4). Casi todos los incidentes de este tipo son atribuidos automáticamente por los funcionarios israelíes a Irán o a Hezbollah.

Sin embargo, ¿qué posibilidades existen de que Israel ataque Irán?

Israel ha realizado algunos ataques al extranjero anteriormente. En 1981 los israelíes atacaron Irak y en el 2007 también atacaron a Siria. Estos ataques preventivos fueron realizados según la "doctrina Begin" que tiene como prioridad estratégica impedir que un país enemigo del Estado de Israel adquiera armas nucleares.

Técnicamente, Israel podría usar el espacio aéreo de Arabia Saudita para atacar a Irán gracias al Acuerdo de Abraham que recientemente le ha dado permiso para hacer algo parecido. Además, los aviones israelíes pueden sobrevolar el Norte de Irak, territorio donde se encuentra la base de la Fuerza Aérea estadounidense de Erbil (el Kurdistán iraquí). El gobierno regional kurdo ha mantenido históricamente estrechos lazos con Israel; Tel Aviv ha apoyado los levantamientos kurdos desde la época de Mustafa Barzani durante el año de 1961.

No obstante, la situación política al interior de Israel es cada vez más complicada. Las elecciones al Knesset sucederán el 25 de marzo y es poco probable que comiencen las hostilidades contra Irán antes de que finalicen las campañas electorales.

Los iraníes esperan que Estados Unidos retorné al acuerdo nuclear que habían negociado con Barack Obama, además de que sean levantadas las sanciones contra ellos.

Durante el mes de enero, la República Islámica de Irán anunció oficialmente que había comenzado el enriquecimiento de uranio en un 20%. Además, los inspectores del OIEA han solicitado inspeccionar para finales de febrero las instalaciones nucleares iraníes, algo que Irán no aceptará si antes no se cumplen sus demandas.

Notas:

1. https://www.timesofisrael.com/defense-minister-visits-idfs-long-range-at...

2. https://www.ynetnews.com/article/SkSPuF11ld

3. https://www.al-monitor.com/pulse/originals/2021/01/israel-embassy-bomb-e...

4. https://www.jpost.com/israel-news/explosion-reported-near-israeli-embass...

Fuente: https://www.fondsk.ru/news/2021/02/02/udarit-li-izrail-po-iranu-52825.html

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDACIONES